¿quieres participar en nuestras excursiones y actividades?

<< C. Castilla-León

Alto Tormes / paseos por Barco de Ávila
 
 
El "Puente Viejo" sobre el Tormes. © Juan Holgado
 
Dentro de el casco urbano hemos marcado los puntos:
A, que corresponde al tramo de muralla de El Concejil y la Puerta de El Ahorcado;
B, correspondiente a los restos de la Puerta de El Puente,
C, al castillo,
y D, al cortinal de Güachi y calle del Chorretón.
Yendo de uno a otro y poniendo atención en los restos que presentan algunas casas, podéis haceros una idea de lo que fue el recinto amurallado.
Tras los restos de la muralla, el castillo de Valdecorneja. © Juan Holgado

F
uera ya de el pueblo os proponemos dos pequeños paseos: por los alrededores del río y las huertas, claves sin las que es dificil entender la vida barcense.

Marcado en verde con punto y raya tenemos el que sale de el parque de la Alameda, junto al puente Viejo. Por la parte alta del talud realizado para contener las crecidas, va un camino de tierra siguiendo la orilla del río, que va juntarse con otro más antiguo que es el que tomaremos para el regreso. Entre estos dos caminos nace Arroyo Caliente (5) y cerca de el punto de encuentro podremos ver los restos de un muro de rollos trabados con mallazo de alambre; se trata de un intento de desviar el cauce del río, realizado en la primera mitad del siglo que fue arrasado una crecida al poco de su construcción. El recorrido, puede hacerse en media hora, es muy llano, el tramo que bordea el arroyo está pavimentado, y si tenéis suerte entre los árboles de el Soto podréis escuchar a los ruiseñores

En verde y con trazo discontinuo hemos marcado el paseo de La Ribera, entendida está en el sentido local del término: la zona de regadio y huerta, sin que necesariamente esté a la orilla del río. Podremos ver la zona donde se cultivan las famosas judias, disfrutar de la visión de los frutales en flor (primavera) y de los no menos floridos patatales (verano)..

Salimos por la carretera de Los Lanos y nada más pasar las últimas edificaciones (una discoteca y un taller mecánico) tomamos el camino que sale a la derecha y se introduce en La Ribera, pronto nos encontramos con el edificio de la que fue fabrica de tejidos (1).

Cuando el camino que llevábamos cruza la regadera y se encuentra con otra calleja, la calleja de San Pedro (*), podremos ver una huerta destinada a la formación de agricultores (2) y si continuamos un poco por esa última calleja llegaremos a la Huerta Herrera (3), donde tras sus tapias podremos ver buenos ejemplares de árboles no autóctonos.

El regreso lo haremos por la calleja de San Pedro, y ya cerca del Barco nos encontraremos con la fuente del mismo nombre (4), a la vera de donde el santo tenía su huerta.

(*) Hace referencia a San Pedro de El Barco, no a San Pedro Apóstol

 

© andarines septiembre 2000

<< C. Castilla-León