¿quieres participar en nuestras excursiones y actividades?
<< Canarias
TOTO - MADRE DEL AGUA (Fuerteventura)
.....
Barranco de La Madre Del Agua

 

TOTO - MADRE DEL AGUA

..

Distancia total: 9 km
Duración total: 2 h 40 m

Tipo de marcha: Travesía

Tiempos de marcha:
Toto - Degallada de los Granadillos: 36 m
Degollada de Granadillos - Presa de las Peñitas: 40 m
Presa de las Peñitas - Barranco Madre del Agua (fin de recorrido): 1 h 24 m

Desnivel:
Ascendente: 200 m
Descendente: 420 m
Cota mínima: 50 m
Cota máxima: 480 m

Dificultad: baja

Tipo de camino:
Pista, sendero y lecho de barranco.

Agua potable:
No hay en todo el recorrido.

Cobertura móvil: Media.

Protección:
En su mayor parte, Parque Rural Betancuria

Cartografía:
S.G.E. 1:50.000 Hoja 46-60

Comienzo:
Se parte de la Iglesia del pueblo de Toto (Fuerteventura)

Final:
Km. 1.5 carretera FV 621 de Ajuy al cruce con la FV 605 (Pájara-La Pared)

   

Partimos De la Plaza de la Constitución, donde se encuentra la Ermita de San Antonio, del siglo XVIII, y bello ejemplo de la arquitectura religiosa tradicional. Subiendo calle arriba, por la Cuesta de San Antonio, en seguida vemos el Barranco de Toto a nuestra derecha. A unos cien metros de la última casa, sobrepasado un molino americano a nuestra derecha alcanzamos la pista que sigue el fondo del barranco cruzando junto al muro de una gavia con alambrada.

También podemos alcanzar dicha pista cogiendo la primera calle a mano derecha (calle Párroco Berriel Suárez, con indicación de "parque infantil y polideportivo"). Descendiendo por ella, a unos cien metros, nos encontramos con el Barranco de Toto que seguiremos a nuestra izquierda.

Una vez alcanzada la pista, a la altura del segundo molino americano, subimos por ella. Caminamos entre gavias dejando a nuestro lado morales, higueras y un pino canario junto al camino que constituye una rareza en esta zona. Más adelante encontramos un gran algarrobo a nuestra derecha, y numerosas tabaibas que nos acompañarán hasta la degollada.

A unos 16 minutos de tomada la pista (22 minutos desde la salida), y dos minutos antes de que ésta termine encontramos a mano izquierda según subimos el viejo camino recientemente restaurado y que seguiremos. El comienzo está marcado por mojones de piedra y empieza a subir a media ladera hacia la Degollada de Granadillos. Seguimos encontrando un espléndido tabaibal y mucha vegetación arbustiva.

A los 14 minutos alcanzamos la degollada (36 minutos desde el comienzo). Nos encontramos con un pequeño refugio de piedra. Atrás dejamos el valle de Toto y el municipio de Pájara. Entramos en Betancuria y el sendero desciende en dirección noroeste hacia la Presa de Las Peñitas que vemos al fondo y que puede encontrarse sin agua durante muchos meses al año.

Según vamos descendiendo, podemos observar muritos de contención en la ladera y que se construyeron para evitar la erosión. También encontramos jorjados a ambos lados del sendero. Es ésta una planta endémica de Fuerteventura que indica que nos encontramos en una zona con más humedad de lo habitual en la isla. Del mismo modo se observa algún acebuche u olivo silvestre de porte arbustivo ya que las cabras y los conejos no le dejan crecer. Aparecen "cornuas" con frutos como cuernos (de ahí el nombre) endémicas de Fuerteventura y Lanzarote, así como romero marino. Oímos algún guirre y a los omnipresentes cuervos.

En 12 minutos (48 desde el comienzo), cruzamos la carretera FV-30 de Pájara a Betancuria. El sendero continúa claramente al otro lado de la carretera. En seguida se hace más confuso perdiéndose en ocasiones. Aún así no hay pérdida posible ya que nos dirigimos al pequeño palmeral que se ve al fondo antes del embalse de Las Peñitas. Alcanzaremos la casa blanca que se divisa a la izquierda del palmeral.

Llegamos a la casa y tomamos la pista que discurre entre ésta y unos campos de cultivo con noria estanque y muchos frutales. Hemos caminado 21 minutos desde la carretera y 69 desde el comienzo.

Continuamos por la pista que pronto se convierte en asfalto y en seguida cruza un barranquillo. Lo seguimos a nuestra izquierda abandonando la pista asfaltada hasta llegar a unas casas abandonadas a través de un cañaveral que a veces dificulta el paso. Llegamos a las casas abandonadas en 7 minutos más (76 minutos desde el comienzo). Hemos alcanzado la cola del embalse de Las Peñitas.

Detrás del cañaveral vemos un bosque de tarajales. Lo rodeamos o cruzamos por donde podamos para alcanzar un sendero que transcurre en el otro lado del bosque, y alcanza el muro de la presa, a nuestra izquierda según miramos desde las casas abandonadas (dirección oeste).

Alcanzado el sendero lo seguimos a nuestra izquierda. El embalse es hogar de aves como la focha común, el herrerillo común y la tarabilla canaria, esta última endémica de Fuerteventura. Llegados a la presa seguimos el camino claramente marcado en la margen derecha. En 17 minutos (93 desde el comienzo) llegamos a la pequeña ermita de La Virgen de La Peña ( Patrona de Fuerteventura). Precioso paraje de pozas y roca erosionada por el agua llamado Mal Paso. Por aquí entraron por primera vez los conquistadores y la tradición dice que La Virgen se apareció a dos franciscanos.

Por encima de la ermita continuamos por el sendero que traíamos, construido para soportar una tubería y que continúa por la roca en dirección al palmeral. Una vez alcanzado éste, seguimos descendiendo por el lecho del barranco de Mal Paso. A nuestra izquierda las casas de Buen Paso y a nuestra derecha, una gran gambuesa y casas abandonadas.

Caminando por el barranco y a los 39 minutos de abandonada la ermita, cruzamos un camino asfaltado que conduce a una granja de cabras que queda a nuestra derecha. Al poco rato se incorpora otro barranco por nuestra izquierda que uniéndose al que estamos siguiendo forma el barranco de Ajuy.

A los 54 minutos desde la presa de Las Peñitas (147 minutos desde el comienzo) llegamos al barranco de La Madre Del Agua a nuestra derecha. Se agradece el oasis: palmeras, agua y cañaverales.

Continuamos nuestro camino, y a 8 minutos surge a nuestra izquierda una pista asfaltada. La tomamos y transcurrido 1 minuto, estamos en el punto de llegada. Hemos empleado en tiempo real de marcha 2 horas y 40 minutos. Si deseamos prolongar el pateo, continuamos durante 1,5 km por el barranco hasta llegar al pueblo de Ajuy, donde nos espera una playa de arena negra y varios bares y restaurantes en los que podemos reponer fuerzas.

© texto e imagenes Higinio José García Moreno

 

 
Volver al comienzo