¿quieres participar en nuestras excursiones y actividades?
<<C. Valenciana
La montaña alicantina
desde Alcoy>>
Abrigos rupestres

Penáguila, Fortaleza Peña del Aguila

Duración aprox, 2 horas

Juan Francisco Mariño marzo 2003

Continuando con nuestras excursiones de carácter familiar, describiremos una que podemos considerar de muy fácil, de las que por su contenido natural, histórico y cultural, ayudan a que cada día seamos más los que abandonemos la vida sedentaria, en beneficio de nuestros estresados y maltratados cuerpos, fruto de la ajetreada vida de las grandes urbes, y eso entre otras cosas. Pero no divagare más y daremos comienzo con esta nueva excursión;

...
 
Fuente Mayor

Penáguila es uno de los pueblos de la montaña alicantina que puede ofrecer al excursionista verdaderas sorpresas, de esta bella población destacaremos su notable importancia histórica. Su castillo fue tomado personalmente por Jaime I El Conquistador al caudillo rebelde Al-Azraq. Fue sitiada en 1356 por las tropas castellanas de Pedro I El Cruel que acabaron siendo derrotadas, lo que hizo que el Rey de Aragón concediese el privilegio a Penáguila de ser Villa Real y tener voto en corte. Fue sede de los señoríos de Guadalest y Alcolecha cuyas casas solariegas todavía se conservan. El pueblo es fresco y umbroso con muchos elementos dignos de ser vistos y ser conocidos; es grande y lleno de recovecos, con muchos detalles de diversas culturas históricas. Está rodeado por tres ríos que son el Frainos o Penáguila, el mayor afluente del Serpis, l'Anodrac y el Riuet que dan la abundancia de agua tan típica de esta localidad agrícola dedicada al cultivo de frutales o almendras. En una hondonada del pueblo se halla una fuente, la Font Major (Fuente Mayor), que tiene una treintena de caños; fue canalizada en 1857 y reformada en 1927. Lo que llama la atención en este pueblo es la existencia de un jardín de estilo neoclásico, llamado De Santos, construido a mediados del siglo XIX, y de suma belleza, este jardín fue adquirido por el ayuntamiento de Penáguila en 1987. Esta precioso jardín botánico cuenta con algunas especies de plantas que son únicas en estos lugares, como un ejemplar de cedro del Líbano o los pinsapos, pinos únicos en Europa que en la actualidad se concentran en un paraje como es la Sierra de Grazalema, en la provincia de Cádiz. En este bello jardín podremos ver además; el estanque, el laberinto, los parterres del mirador, la pajarera, el bosque y la gruta, una pequeña cueva con estalactitas y estalagmitas artificiales, balsas, surtidores, fuentes y esculturas de Venus, abrazan la casona de la finca hermosos ejemplares de pinsapo, tejo, magnolio, boj, cedro del Líbano, palmeras, plantas carnívoras, arbustos y flores de los cinco continentes, setos de tejo y ciprés formando intrincados laberintos y un gran cedro que preside el camino flanqueado de cipreses que conduce a la casa del creador del jardín, Joaquín Rico, un terrateniente de Penáguila que quiso manifestar de este modo su amor por la naturaleza.

...
 
Arco de Santa Lucía
 
 
Aljibe excavado en la roca

Una vez recreada nuestra vista en este monumental jardín, podemos buscar el Arco de Santa Lucia, un enorme agujero en la montaña que según cuentan los mayores, en el día de Santa Lucia, pasan los rayos de sol a su través, y donde colocaban a las parturientas para que el alumbramiento fuese perfecto. Justo encima de este arco, hacia el este tenemos la Peña del Aguila, que si os puedo garantizar que la sobrevuelan estos majestuosos animales, en ella se levanta lo que queda de una antigua fortaleza o castillo de origen musulmán, para acceder a ella tomaremos la carretera que se dirige al Jardín de Santos, y en 25 metros, nos sale a la dcha., una pista forestal jalonada por unos molitos de piedra, marcados como los XIII pasos del monte Calvario, este sendero nos conduce a una de las ermitas de Penáguila, continuamos nuestra ascensión y por nuestra dcha., veremos unos abrigos naturales, donde existen pinturas rupestres, este lugar se encuentra protegido por unas vallas metálicas, continuamos nuestra ascensión durante un rato por la carretera asfaltada hasta llegarnos al Collado, donde veremos una masía que lleva este mismo nombre, por su dcha, sale un sendero estrecho, que sin pérdida nos conducirá hacia los restos de la fortaleza, donde podremos ver además un gran depósito de agua excavado en la dura roca, las vistas desde el lugar, son espléndidas, el Benicadell, Aitana, Moncabrer, Serrella, Serreta etc... y ya mis queridos amigos solo me falta deciros que disfrutéis de la excursión, y que si os parece bien contactáis conmigo y gustosamente os acompañare.

 

© texto y fotografías Juan Francisco Mariño
andarin_alcoy@yahoo.es

.. Volver al comienzo de esta página